Las condiciones psicofísicas para conducir

por | Ene 2, 2023

Home 9 BLOG 9 Las condiciones psicofísicas para conducir

¡Descubre si estás realmente listo para conducir! Las capacidades psicofísicas que todo conductor debe conocer


¿Sabías que tus habilidades psicofísicas son cruciales para una conducción segura? En este artículo, exploramos en profundidad las capacidades psicofísicas necesarias para ser un conductor competente y seguro. Desde la agudeza visual hasta la coordinación motora, descubre cómo cada aspecto de tu estado físico y mental afecta tu capacidad para manejar un vehículo.

Aprende a evaluar tus propias capacidades y asegúrate de estar listo para enfrentar las carreteras con confianza. ¡No te pierdas estos consejos esenciales para mejorar tu seguridad vial y la de los demás!

Los principios que rigen una conduccion segura
JOSE LUIS ALVAREZ, Formador vial desde el año 2003

Conoce las capacidades psicofísicas necesarias para ser un conductor competente. Evalúa tus habilidades y aprende cómo mejorarlas para una conducción segura.

Conducir un automóvil es una tarea difícil y peligrosa. La complejidad consiste en que requiere controlar un vehículo que se mueve a través de un entorno en constante cambio. Al conducir, las condiciones nunca son las mismas, siempre son diferentes y cambian constantemente. Requiere la manipulación continua del vehículo (un instrumento que permite el movimiento) para ajustar su trayectoria para que coincida con la carretera. El peligro es que a menudo conduce a accidentes de tráfico y crea una sensación de inseguridad.


Importancia de la condiciones psicofísicas

 

Para que el conductor pueda controlar diversas situaciones que surgen en el tráfico mientras conduce y tomar las medidas apropiadas en el vehículo, debe ser plenamente consciente de la situación. Los conductores deben estar constantemente informados y en buena forma, ya que tener la información correcta es vital para una conducción segura.

El conductor debe procesar toda la información del entorno a través de sus sentidos, principalmente de la vista. Las principales funciones que debe realizar en la conducción son:

  • Recibir información del ambiente. Estos datos, que se perciben principalmente de forma visual y sonora, provienen del entorno (carretera, estado, señales, otros vehículos, peatones, condiciones meteorológicas o ambientales, etc.), del vehículo que conduce (potencia, tamaño, capacidad de frenado, protección estado). etc.) y del conductor mismo.
  • Procesar y evaluar la información recibida.
  • Decidir.
  • Implementar la decisión.
  • Controlar el resultado de las decisiones.

Conducir un automóvil es una actividad compleja que, además de requerir un alto potencial energético, requiere el desarrollo de todos los mecanismos psicofisiológicos humanos. Para obtener una licencia o permiso de conducción, por lo tanto, se deben cumplir ciertas condiciones o calificaciones físicas, así como calificaciones psicológicas.

 

Condiciones o habilidades psicofisiológicas

El conductor debe reunir unas determinadas condiciones psicofísicas para manejar un vehículo. Por un lado se precisan unas condiciones o aptitudes físicas, ya que la conducción es ante todo una forma de actividad física que requiere unas manos, pies, ojos, oídos, etc. y sólo puede realizarse en las condiciones adecuadas. (NOTA: Se están realizando avances tecnológicos para adaptar los vehículos a los desafíos físicos de muchas personas discapacitadas y, como resultado, su movilidad e independencia ha aumentado considerablemente).

El conductor también debe reunir ciertas condiciones o habilidades psicofisiológicas, porque la conducción es una actividad que, además de los órganos corporales, también incluye procesos mentales que afectan significativamente la toma de decisiones y, por tanto, el comportamiento.

Las condiciones o aptitudes físicas que debe reunir el conductor del vehículo pueden determinar las consecuencias de obtener restricciones o restricciones o no obtener o renovar una licencia o permiso afectan a:

  • Su vista y capacidad visual.
  • La capacidad de escucha o auditiva.
  • El sistema de locomotor.
  • Sistema cardiovascular.
  • Enfermedades del sistema sanguíneo o trastornos hematológicos.
  • El sistema renal.
  • Los órganos respiratorios.
  • Enfermedades metabólicas y endocrinas.
  • El sistema nervioso y muscular.
  • Trastornos mentales y del comportamiento.
  • Trastornos relacionados con sustancias: abuso y dependencia de alcohol y drogas.
  • Habilidades motoras perceptivas.
  • Otras causas no especificadas.

​Procesos mentales implicados en la conducción de vehículos

 

Los procesos mentales implicados en la conducción son:

  • Percepción y atención. En primer lugar, el conductor debe tener en perfecto estado las habilidades adecuadas de percepción y atención que le permitan percibir lo que ocurre en su entorno y reconocer y distinguir los estímulos pertinentes, ayudándole a definir y resolver las diversas situaciones en constante cambio que le presenta el tráfico.
  • Habilidades intelectuales. Cuando un conductor percibe una situación, debe evaluarla correctamente, lo que requiere al menos una inteligencia normal.
  • Toma de decisiones. Después de detectar y evaluar la situación, el conductor debe tomar una decisión y elegir la maniobra más adecuada entre las maniobras posibles.
  • Capacidad de respuesta. Una vez seleccionada la maniobra más adecuada, el conductor debe ejecutarla con la mayor rapidez y precisión posible. Esto se denomina capacidad de respuesta y se refiere al conjunto de acciones sensoriales y psicomotoras que debe realizar el conductor para mantener el control del vehículo y su trayectoria.
  • Personalidad. Finalmente, se deben tener en cuenta las características individuales de cada conductor, a menudo denominadas personalidad, que pueden afectar todos los procesos anteriores. Conociendo las características estables de las personas en determinadas situaciones que influyen en su comportamiento habitual, es posible predecir con cierta probabilidad de éxito cómo se comportarán estas personas en determinadas situaciones de tráfico.

 

Los permisos para conducir

El tipo de licencia de conducir depende de las condiciones o capacidades físicas, psicofisiológicas o psicológicas que debe reunir una persona para obtener una licencia o permiso de conducir. Algunos son requeridos por todos los conductores, otros solo están disponibles para aquellos que desean obtener su permiso de conducir, de los denominados profesionales. No solo tienen que reunirse cuando obtienen su permiso, sino que también se deben conservar, por lo que el permiso debe renovarse cada cierto tiempo y prorrogar el permiso es necesario demostrar que el conductor aún conserva esas condiciones para manejar el vehículo.

Todos estas condiciones psicofísicas para conducir deberán ser probados para asegurar que el interesado es apto para la obtención o renovación del permiso. Además, y en este sentido, el Centros de Reconocimiento de Conductores deberá realizar las  pruebas pertinentes. Estos centros llevan a cabo, en este sentido, la importantísima tarea de mejorar la seguridad vial informando a las autoridades de tráfico competentes sobre quién es apto para ponerse a los mandos de un vehículo, quién no lo es y quién es apto para obtener una licencia restringida.

Sin embargo, esto no significa que solo aquellos que cumplan con los requisitos mínimos puedan obtener una licencia o permiso. Recuerde que una persona que padezca una enfermedad o trastorno psicofisiológico que le impida obtener un permiso o licencia ordinaria puede obtener uno especial si este trastorno puede ser sustituido por adaptación, limitación u otra restricción de la persona, vehículo o movimientos.

 

Conclusión

Categorías y etiquetas relacionadas


Si te interesa el tema puedes dejarnos un comentario

Home 9 BLOG 9 Las condiciones psicofísicas para conducir

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

SUSCRÍBETE A NUESTRA NEWSLETTER

N

Recibe notificaciones por correo electrónico cuando haya nuevo contenido disponible.