Mejorar seguridad en carreteras

  • Posted on: 11 April 2021
  • By: tuteorica

Carreteras que perdonan

Carretera convencional
Carretera convencional

 

Que levante la mano el que no se haya equivocado nunca, porque todos cometemos errores. El problema es que cuando estamos conduciendo esos errores pueden provocar muertes. Por eso muchos expertos aseguran que si construyésemos vías que perdonasen nuestras equivocaciones, evitaríamos miles de muertos y heridos. Estamos hablando de las conocidas como carreteras que perdonan.

El accidente mortal por salida de vía sigue siendo prácticamente el 50% de la mortalidad de nuestra red de carreteras. Es el típico accidente por despiste o por exceso de velocidad. No podemos estar contentos con cómo están protegidas nuestras carreteras ante posibles errores del conductor. De cómo esté diseñada una carretera va a depender, en muchos casos, que esos fallos del conductor se conviertan en tragedia o se queden en un susto.

Una carretera que perdona es aquella que permite que, en caso de que haya un error del conductor, las consecuencias de ese accidente no sean graves. Árboles, hitos como este o pilares son algunos de los elementos más peligrosos contra los que impactan los vehículos. Estos obstáculos no dan una segunda oportunidad al conductor cuando se sale de la vía; pero no son los únicos.

El problema es que no se hacen carreteras nuevas en el ámbito convencional en general y, por tanto, lo que hay que hacer es mejorar las que existen.

  • Primero, eliminar obstáculos de los laterales de carretera; todos los obstáculos que se puedan tienen que ser retirados.
  • Segundo, tender taludes; cuanto más tendido sea el talud, más fácil es que un conductor, pasando por una zona con unas inclinaciones adecuadas, pueda reconducir su dirección.
  • Y tercero, si no se puede retirar el obstáculo ni puedes tender taludes, protégelo; pon un sistema de protección adecuado.

Con esos tres elementos se soluciona la totalidad de los problemas que provoca una salida descontrolada de la vía.

También se produce un número elevado de accidentes por colisión frontal. En 2019 hubo 1200 personas que fallecieron en las carreteras españolas. El 70% lo hicieron en carreteras convencionales, donde los sentidos de circulación no se separan. La mejor medida de seguridad vial es la separación de los sentidos. Para eliminar este riesgo, una de las soluciones pueden ser los carriles dos más uno.

Lo que vamos a hacer es incorporar cada x kilómetros un carril más en una de las direcciones, de manera que durante x kilómetros tú circules en dos carriles, sabiendo que a los 5-10 km tus dos carriles se van a convertir en uno y aquellos que venían en uno se van a convertir en dos; de manera que tú tienes la garantía de que puedes adelantar siempre que se te antoje en cuanto estés en dos carriles.

 

 

TIPO DE CONTENIDO: